10 señales que demuestran que eres un “pilatero” avanzado

¿Llevas practicando Pilates desde hace tiempo? Seguramente te habrás convertido en un pilatero con un nivel avanzado.

Si es así, tendrás más facilidad para ejecutar los ejercicios y los beneficios del Método se habrán vuelto presentes en tu vida diaria. Pero, ¿cómo saber si realmente ya lo eres?

Veamos 10 señales que te ayudarán a descubrir si tienes un nivel de conocimiento y realización del Método avanzado o si, por el contrario, tienes que entrenar más para alcanzar ese nivel.

¡Vamos a comprobarlo!

1. Ya no tienes dolores

Cuando ya tienes un nivel verdaderamente avanzado, los dolores ya no forman parte de tu vida y todas las posibles lesiones se evitan a través de los ejercicios del Método.

Por lo tanto, nada de dolor.

2. Eres mucho más sano que antes

La persona que alcanza un nivel avanzado en la práctica del Método Pilates nota que su estado de salud es mucho mayor de lo que era antes de empezar a practicarlo.

Pilates mejora la salud del individuo, rehabilitando las patologías y ayudando en el tratamiento de lesiones.

3. A veces, hasta tú mismo te impresionas de tener tanta flexibilidad

Cuando te conviertes en un especialista, tu flexibilidad es mucho mayor y los movimientos que antes no conseguías hacer se hacen más fáciles y mucho más prácticos a la hora de realizarlos.

4. Cargar objetos pesados es mucho más sencillo para ti

Una persona que practica Pilates durante cierto tiempo tiene más fuerza para realizar sus tareas del día a día. Así que si te sientes más fuerte, con seguridad ya eres, o te estás convirtiendo, en un pilatero avanzado.

5. ¿Falta de equilibrio? Esto ya no te pasa

“Tropezar” no es una palabra que sueles oír desde el momento en que te conviertes en un pilatero avanzado.Cuando practicas Pilates durante cierto tiempo, tu cuerpo gana equilibrio y así evitas muchas caídas o tropezones.

6. Difícilmente te estresas

Cuando te conviertes en un pilatero avanzado, te das cuenta de que te has convertido en una persona más tranquila y el estrés ya no forma parte de tu día a día.

7. Siempre oyes elogios por tu buena forma

Tu cuerpo está mucho más definido y tu buena forma física es elogiada desde el momento en el que alcanzas un cierto nivel de Pilates.

8. Estás más atento

Percibes que puedes recordar hasta los más mínimos detalles, la atención se ha vuelto mucho más activa y tu mente está mucho más enfocada.

9. Tienes disposición para enfrentar cualquier aventura

¡Trabajar, salir y enfrentar nuevas aventuras es algo super divertido para ti!Esto es debido a que has pasado a enfrentarte a todo con más disposición y el cansancio es algo del pasado. Si te sientes así, con total seguridad, ya eres un pilatero avanzado.

10. ¡Estás siempre bien con la vida!

La tristeza no forma más parte de tu vida y en su lugar conectas más fácilmente con tu felicidad.Si eres mucho más feliz, eres un pilatero avanzado!

Cuando practicamos Pilates, realizamos una serie de ejercicios que empiezan con un bajo grado de dificultad para finalmente llegar a movimientos más complejos que nos convierten en practicantes de Pilates avanzados.

De esta manera, los beneficios del Método son totalmente insertados en nuestro cuerpo y mente, ayudándonos a realizar las diversas tareas cotidianas con mucha mejor disposición.

¿Y tú ya eres un practicante de Pilates avanzado o necesitas entrenar más?

¡Cuéntanoslo!